AMENAZA PARA CHINA

El Gobierno chino ha dejado claro que percibe el viaje como una amenaza, y el portavoz de la Cancillería, Zhao Lijian, advirtió que el gigante asiático “responderá con firmeza” a lo que considera una provocación, y que EEUU tendrá que “asumir todas las consecuencias” que surjan de la posible visita.

Además de Taiwán, uno de los asuntos que más fricción causan entre China y Estados Unidos, Pelosi y Lee Hsien Loong discutieron sobre la guerra de Ucrania y el cambio climático en el ámbito internacional.

El primer ministro de Singapur, país que juega a la equidistancia entre China y Estados Unidos- fuertes socios económicos y en materia de seguridad, respectivamente- subrayó la importancia de “una relación estable entre China y EE.UU. para la paz y la seguridad regional”.

(Visited 8 times, 1 visits today)

Artículos relacionados