EEUU y Triángulo Norte evalúan vías para frenar financiación del crimen

El objetivo de esta unidad serán las estructuras dedicadas a la trata y tráfico de personas (coyotes), narcotráfico y tráfico ilegal de armas, de acuerdo con lo explicado por Degenhart.

Estados Unidos

Altos funcionarios de seguridad de EE.UU. y el Triángulo Norte Centroamericano evaluaron este jueves medidas para frenar la financiación de los grupos criminales que actúan en las fronteras y hablaron de la posibilidad de modificar un tratado regional de libre movilidad.

Estos asuntos así como la revisión de los avances del Acuerdo de Cooperación de Asilo (ACA) firmado entre Estados Unidos y Guatemala en julio pasado fueron tratados en una reunión sostenida por el secretario interno de Seguridad estadounidense, Chad Wolf, y los sus homólogos guatemalteco, Enrique Degenhart; salvadoreño, Rogelio Rivas; y hondureño, Julián Pacheco.

Al término del encuentro celebrado en la capital guatemalteca Degenhart comentó en una conferencia de prensa que se evaluó la creación de una unidad especializada para investigar delitos financieros de los grupos criminales transnacionales que operan en las fronteras, en la que participarían los países del Triángulo Norte coordinados y apoyados por EE.UU.

El objetivo de esta unidad serán las estructuras dedicadas a la trata y tráfico de personas (coyotes), narcotráfico y tráfico ilegal de armas, de acuerdo con lo explicado por Degenhart.

Los altos cargos de Seguridad también conversaron sobre la posibilidad de revisar el Convenio Centroamericano de libre movilidad o CA-4, para mejorar los procedimientos de flujos migratorios de los que se podrían estar aprovechando las estructuras criminales.

El CA-4 es un acuerdo firmado en junio de 2006 por Guatemala, El Salvador, Honduras y Nicaragua, que establece la libre movilidad entre los ciudadanos de esos países presentando tan solo su documento de identidad nacional, aunque a los menores sí se les exige pasaporte.

A este mecanismos, que el Sistema de Integración Centroamericana (SICA) defiende como uno de sus grandes logros a preservar, se ha achacado la formación con relativa facilidad de las caravanas migrantes que recorrieron parte de Centroamérica hasta llegar a frontera de México y Estados Unidos.

Wolf, por su lado, valoró que el Acuerdo de Cooperación de Asilo con Guatemala ha permitido reducir las solicitudes de asilo de ciudadanos centroamericanos a Estados Unidos.

‘Este acuerdo bilateral ha traído muchos beneficios, el porcentaje de solicitudes de asilo en Guatemala son muy bajos y se han mandado 13 vuelos a la semana al país con personas que buscan asilo’, declaró el secretario estadounidense.

Mientras se desarrollaba la reunión de los altos funcionarios de seguridad, llegaron este jueves a la Fuerza Aérea Guatemalteca 14 personas de El Salvador y Honduras bajo el acuerdo de asilo, entre estos dos familias.

‘Han solicitado retorno voluntario dichas unidades familiares, reitero, eso implica que las personas trasladadas lo que quieren en este momento es regresar a su país’, dijo al respecto Degenhart.

Según el ministro guatemalteco, de todas las personas que han llegado a Guatemala bajo el acuerdo solo dos han solicitado la protección en este país para continuar su requerimiento de asilo en Estados Unidos. EFE

(Visited 11 times, 1 visits today)

Artículos relacionados