Fans de “Stars Wars” acaparan las salas de cine

Star-WarsDespués de diez años de espera, fans de todo el mundo descubrieron la séptima entrega de «Star Wars», presentada como el gran evento cinematográfico del año por una habilidosa campaña de marketing.

«La magia funciona», se entusiasmaba Sebastien Guillemot, de 40 años, tras ver la película en el Grand Rex, un mítico cine de París. Francia formaba parte de una quincena de países, principalmente europeos, que proyectaron los primeros «Star Wars: El despertar de la fuerza».

Desde Bélgica hasta Sudáfrica, pasando por Holanda, Luxemburgo, Italia o Suiza, miles de personas, algunas de ellas disfrazadas, abarrotaron las salas de cine desde primera hora de la mañana.

«Estaba incluso mejor que la última de «Star Wars». Llevábamos mucho tiempo sin ver a Luke Skywalker, íha sido genial volver a verlo!», contaba Pontus Berqvist, de 21 años, que vestía un disfraz de jedi al salir de un cine del centro de Estocolmo.

Algunos aficionados estadounidenses no pudieron esperar hasta el viernes, fecha de estreno en su país, y no dudaron en pagar hasta 5.000 dólares para cruzar el Atlántico y ver el nuevo episodio.

«Todos los fans como nosotros llevan 10 años esperando esta película, así que sí, claro que merece la pena viajar», aseguraba Matthew Skinner, de 32 años, recién llegado de Nueva York.

La nueva entrega dirigida por J.J. Abrams recibió una mayoría de críticas entusiastas. Es «la película que esperaban los fans», consideró el diario británico The Independent. Es «extraordinaria», opinó el periódico francés Le Figaro.

(Visited 38 times, 1 visits today)

Artículos relacionados