Las consecuencias que los hijos reprueben el año escolar

Reprobar un año escolar puede generar temor y ansiedad en el estudiante y frustración en los padres ante el futuro de su hijo.

Las razones que están detrás de alcanzar o no los objetivos curriculares pueden ir desde la falta de socialización de un método pedagógico, hasta aquellas que apelan a la realidad que vive el estudiante.

Según los expertos en la materia, una de las principales causas que provocan la pérdida de un curso radica en que el estudiante “no encuentra la conexión entre el estudio y su realidad. El estudiante no sabe para qué le sirve lo que le están enseñando.”

Mire aquí: A una madre joven ¿Se le puede perdonar ser irresponsable?

Notas Relacionadas