Siquirres tendrá la planta hidroeléctrica más grande de Centroamérica

Pirris-compuertas-inaugural-JORGE-CASTILLO_LNCIMA20110913_0059_5Cuando se habla del proyecto Reventazón pocos imaginamos la magnitud de obra que se está terminando de construir en Siquirres, Limón. El Instituto Costarricense de Electricidad (ICE) desarrolla una planta que abastecerá de energía eléctrica a 525.000 familias costarricenses.

Unas 4.000 personas trabajan en turnos de día y noche, las 24 horas del día, para completar la que será la planta más grande de toda la región centroamericana.

¿Cómo se construye una mega estructura como esta?

Lo primero que hicieron fue desviar el río Reventazón por medio de dos túneles que tienen 14 metros de diámetro cada uno. De esta forma quedó libre el espacio para construir la presa.

Un total de 9.000.000 de metros cúbicos de material fueron colocados para lograr que la cresta alcanzara los 130 metros de altura.

Es más fácil tener dimensión del trabajo si hacemos algunas comparaciones:

La primera «grada de altura» de la presa es de 54 metros, misma altura que tiene el edificio de la Contraloría General de la República. Adentro se podría construir el edificio del Instituto Nacional de Seguros (INS) que mide 56 metros.

La mitad de la presa alcanza al edificio del Banco Nacional que mide 82 metros de altura

Asimismo, la longitud de la cresta es de 535 metros; es decir, casi el doble de lo que mide el puente sobre el río Virilla. La presa no es una estructura corrida, está construida en bloques, de manera que tiene cierto grado de flexibilidad para que ni los sismos ni la presión del agua la afecten.

El interior de esta presa no es sólo de material, sino más bien contiene un sistema de galerías o túneles que bordean la estructura, lo que asegura que el agua no pase por ningún lado. Al lado de la presa está la otra gran obra: el vertedero de excedentes.

Antes de la construcción esto era un cerro, de manera que se excavó más de 100 metros para dar paso a esta enorme estructura, que una vez que la planta esté operando permitirá controlar el nivel de agua del embalse, pues aquí, por segundo, puede transitar 11.000 metros cúbicos de agua.

El proyecto hidroeléctrico Reventazón está en su etapa final, lo que falta tomará cerca de un año.

(Visited 171 times, 1 visits today)

Artículos relacionados