Costa Rica se prepara para decirle adiós a los carros de gasolina

Uno de los mayores retos ambientales de Costa Rica, un modelo de sostenibilidad en América Latina, es su flotilla vehicular que genera el 54 % de las emisiones de gases de efecto invernadero.

Costa Rica

En los últimos años Costa Rica se ha convertido en un ejemplo mundial al generar prácticamente toda su electricidad con fuentes limpias, principalmente con plantas hidroeléctricas y geotérmicas, pero carga el lastre de una flota de transporte altamente contaminante a la que es urgente modernizar.

Costa Rica podría implementar sistema de alerta de sismos

«Costa Rica reúne las características ideales para cambiar su flotilla vehicular a una eléctrica, pues ya tiene una red eléctrica alimentada en un 99 % por fuentes renovables, que es estable y con cobertura del 99 % de la población», indica una de las conclusiones del foro «El futuro de los autos eléctricos», organizado este mes por el Instituto Tecnológico de Costa Rica.

Los datos oficiales dan cuenta de que en la actualidad el sector transporte genera el 54 % de las emisiones de gases de Costa Rica, y de ese porcentaje un 41 % proviene de los automóviles personales.

Lo que hace falta para dar ese gran paso hacia una modernización del transporte pasa por el ámbito político y cultural de los costarricenses, quienes sufren cada vez más los embotellamientos en los principales centros poblacionales.

Costa Rica: inversión en energía solar crecería con proyecto de ley

 

(Visited 68 times, 1 visits today)

Artículos relacionados